Una Tesis de la UMH demuestra los beneficios del reciclaje de sustancias nocivas en forma de materiales sólidos similares al vidrio

AddThis Social Bookmark Button

Inmovilizar residuos industriales nocivos para el medio ambiente y convertirlos en residuos sólidos similar al vidrio para que puedan ser utilizados, por ejemplo, en la fabricación de nuevos materiales es viable técnicamente a través de procesos de sinterización y vitrificación. Esta es la conclusión de la tesis defendida en la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche por Beatriz Rincón Mora. En concreto, el trabajo señala que estos nuevos materiales se podrían utilizar en la industria de los pavimentos y esmaltes cerámicos, que tiene un gran desarrollo industrial en el clúster cerámico de la Comunidad Valenciana.

La tesis, titulada “Sinterización y vitrificación de residuos enriquecidos en Li, Ca, Mn y Cr procedentes de procesos industriales”, ha sido dirigida por los profesores del Departamento de Agroquímica y Medio Ambiente de la UMH Manuel Jordán Vidal y María Belén Almendro Candel.

Tras los ensayos normalizados de lixiviación de los residuos inmovilizados desarrollados en la tesis, los investigadores de la UMH han obtenido concentraciones de cromo y otros metales pesados muy inferiores a los valores límite que establece la legislación específica a nivel mundial y, de esta manera, han puesto en valor la vitrificación como técnica de inmovilización de residuos tóxicos industriales.

 

27-09-17-tesis-residuos-industrial.jpg

(Resultado de la vitrificación de residuos)

La sinterización es el tratamiento térmico de un material a una temperatura inferior a la de fusión de la mezcla, mientras que la vitrificación es el proceso de conversión de un material o residuo en un sólido amorfo similar al vidrio, carente de estructura cristalina. Esto se consigue por medio de calentamiento o enfriamiento muy rápido. Cuando el material de partida es sólido, la vitrificación normalmente conlleva el calentamiento de la sustancia a muy altas temperaturas, entre 1.100C y 1.700C.

Noticia original: Oficina de Comunicación UMH

.